42 detenidos y más de 100 heridos en las protestas por el encarcelamiento de Pablo Hasél

Dos días de protestas por el encarcelamiento de Pablo Hasél se saldan con al menos 42 personas detenidas en distintas ciudades de España. Las convocatorias, además, han estado protagonizadas por altercados y cargas policiales en las múltiples concentraciones, habiendo destacado por número e incidentes las de Barcelona, Madrid y Lleida. Aunque también ha habido disturbios en localidades como Girona, Granada, Valencia y Vigo.

Los diferentes llamamientos en múltiples ciudades respondían a la petición de libertad para el rapero, arrestado en Lleida para cumplir la condena impuesta por la Audiencia Nacional por un delito de enaltecimiento del terrorismo e injurias y calumnias contra la monarquía y las fuerzas de seguridad del Estado, tras difundir mensajes a través de sus canciones en redes sociales.

La concentración de Madrid a favor de Pablo Hasél

En Madrid, 19 personas han sido arrestadas y 55 han resultado heridas, entre las que se encuentran 35 agentes de la Policía Nacional. La congregación, que reunió a centenares de personas con pancartas en las que se podía leer “Libertad Pablo Hasél, Amnistía total” o “Pablo Hasél libertad, fuera la justicia franquista”, comenzó a las 19:00 horas en la Puerta del Sol.

Por este motivo, la céntrica localización estaba fuertemente custodiada por furgones de la Policía Nacional. Las fuerzas de seguridad pretendían evitar incidentes similares a los vividos el martes en varios puntos de Cataluña. No obstante, alrededor de las 20:00 horas los agentes de las Unidades de Intervención Policial (UIP) de la Policía Nacional comenzaron a cargar contra los manifestantes, tras el lanzamiento de piedras y objetos contra los efectivos, que terminaron ocasionando daños en el mobiliario urbano, según han informado fuentes policiales a Europa Press.

Los esfuerzos de la Policía se han centrado en impedir que los manifestantes abandonaran la Puerta del Sol por calles colindantes, tras el intento de un grupo, que no contaba con la autorización de la Delegación del Gobierno, de marchar por la calle Carretas hacia el Congreso de los Diputados.

El enfrentamiento con la Policía derivó en impedir el paso desde ese acceso a la Puerta del Sol con una doble línea policial, situación que dio pie al inicio de los altercados. Con el objetivo de que los congregados permanecieran controlados en todo momento en la Puerta del Sol, los agentes, además de proceder a cargar contra los participantes, hicieron uso de material antidisturbios e hicieron disparados de salvas en diversas ocasiones.

Así pues, los momentos de continua tensión y las carreras concluyeron en la formación de barricadas con contenedores ardiendo para impedir el avance de los agentes, con lo que consiguieron salir de la Puerta del Sol y desplazarse a vías adyacentes como la Calle Mayor o Preciados.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, ha mostrado a través de un tuit su apoyo ”total y rotundo” a las fuerzas de seguridad del Estado y ha afirmado que “los violentos y los que no aceptan las normas no tienen cabida en nuestra sociedad”. Por su parte, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha condenado a “los delincuentes que han asaltado las calles con el apoyo de la ultraizquierda”.

Varias personas han denunciado el uso desproporcionado de la fuerza por parte de las autoridades, difundiendo vídeos donde se puede ver a manifestantes tratando de abandonar la plaza, levantando los brazos y arrinconándose contra las paredes.

Las protestas en Cataluña

En Cataluña, varias ciudades han vivido una segunda noche de disturbios tras las concentraciones que tuvieron lugar en Barcelona, Lleida, Girona y Tarragona, después de que el martes los actos celebrados en varios puntos de la geografía catalana concluyesen con 18 detenciones y otras 55 personas heridas (20 manifestantes y 25 policías).

En consecuencia, durante las concentraciones del miércoles fueron arrestadas 29 personas, según detallan los Mossos d’Esquadra (10 en Barcelona, 12 en Lleida, 5 en Girona y 2 en Tarragona). Además, al menos ocho personas necesitaron ser atendidas por resultar heridas, según el balance provisional del Sistema d’Emergències Mèdiques (SEM). Dos de ellas incluso precisaron de traslado.

Concretamente, en Barcelona los manifestantes levantaron y quemaron barricadas, lanzado botellas y piedras contra las furgonetas de los Mossos, desplazándose desde la plaza Urquinaona a la plaza de Catalunya, para proseguir hacia la plaza Universitat y los cruces entre varias calles del barrio de Eixample Esquerra. Las barricadas fueron construidas con papeleras, contenedores, muebles viejos y material de señalización que fueron recogiendo en su marcha desde los Jardinets de Gràcia, donde a las 19:00 horas había comenzado la concentración en la que participaron alrededor de 2.200 personas.

A medida que la protesta iba desplazándose hacia otras zonas de la ciudad, los Mossos d’Esquadra fueron dispersando a los manifestantes con la técnica del carrusel, sin bajar de los vehículos, y posteriormente con balas de goma, una de las cuales provocó que una mujer perdiera un ojo. Ante el cruce de vallas y material de obras sobre el asfalto que los participantes colocaron en la Ronda Sant Pere, los Mossos atravesaron la zona empujando con las furgonetas.

Por su parte, los Bombers de Barcelona intervinieron para apagar las barricadas encendidas, a las que los manifestantes también habían echado motos que estaban aparcadas en la calle y líquido inflamable para que ardieran mejor.

Por otro lado, en Lleida, la ciudad natal del rapero, los manifestantes se congregaron y quemaron contenedores ante la cárcel Ponent de Lleida, donde se encuentra Hasél, y también por el centro de la ciudad.

En este caso, los manifestantes tiraron piedras, latas y adoquines arrancados de la calle contra los cordones policiales. Es por ello que el centro penitenciario donde se encuentra el rapero ha sido rodeado por un cordón policial de al menos 12 agentes, que pretenden protegerlo de los manifestantes.

En Girona, Granada, Valencia y Vigo también se han registrado incidentes. En la primera, los Mossos han informado de que se realizaron barricadas en las calles aledañas a la plaza Primer d’Octubre de Girona, donde había comenzado la concentración, y de que se desmontaron andamios, se quemaron papeleras, se saquearon establecimientos comerciales y hubo destrozos del mobiliario urbano, además de lanzarse botellas y petardos en la zona de la Subdelegación del Gobierno. En Granada y Vigo, por su parte, también se han registrado incidentes menores, que destacan por la quema de contenedores y ataques a coches de la Policía Nacional.

La comisión de Presidencia y Derechos de la ciudadanía que se reunió en Cataluña el miércoles, ya anunció a través de la proposición con contenido de declaración institucional presentada por JxCat y apoyada por ERC, BComú y el PSC que condenaba “la pena de prisión impuesta al cantante Pablo Hasél por las letras de sus canciones” y pretendía “reafirmar el compromiso (del Consistorio) con la defensa de la libertad de opinión y expresión y de todos los derechos fundamentales de los ciudadanos”.

La proposición, además, abogaba por promover una modificación del Código Penal para que los delitos vinculados a la libertad de expresión “sólo se sancionen si suponen claramente un riesgo para el orden público o inciten a la violencia, pero que en ningún caso impliquen una pena de prisión como la impuesta al cantante Pablo Hasél”.

Este último punto fue añadido por el ejecutivo socio común. No obstante, también han condenado la “violencia extrema” que se vivió el martes en Barcelona y aseguraron que no permitirían que la ciudad se convirtiera en un espacio de violencia.

Enlaces y fuentes:

– Foto de portada: Mural en favor de la libertad de Pablo Hasél, hecho por Cinta Vidal en Cardadeu, el día antes de su ingreso en prisión. Autor: Jove, 12/02/2021. Fuente: Wikimedia Commons. (CC BY-SA 4.0).

Silvia Moreno

Noticias de actualidad y articulista. Graduada en Periodismo, máster en Teoría Política y doctorando en Ciencias Políticas y de la Administración. Con especial interés por cuestiones relacionadas con la memoria histórica y por la investigación geopolítica en torno a movimientos políticos y sociales en Internet.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *