Al menos 17 mujeres, 6 de ellas mexicanas, denuncian haber sido esterilizadas a la fuerza en Estados Unidos

La política migratoria de Donald Trump vuelve a estar en el punto de mira tras la denuncia de la organización Project South sobre las violaciones de los derechos humanos de migrantes, que pone el foco en las intervenciones quirúrgicas para realizar esterilizaciones forzosas que habrían conllevado la extracción de órganos reproductivos. Por el momento, hasta 17 mujeres han denunciado haber sido forzadas a cirugías por un ginecólogo y esterilizadas sin su consentimiento; 6 de ellas son mexicanas. Además, el centro de detención en el que habrían tenido lugar los procedimientos quirúrgicos ha sido calificado como “campo de concentración experimental”.

Una enfermera que trabajaba en el Centro de Detención del Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE), del Condado de Irwin, situado en Georgia, fue quien dio la voz de alarma sobre los hechos a través de una queja presentada ante el inspector general del Departamento de Seguridad Nacional.

El caso de México

Al menos 17 mujeres, 6 de ellas mexicanas, denuncian haber sido esterilizadas a la fuerza en Estados Unidos. Rueda de prensa de López Obrador y Marcelo Ebrard anunciado el asilo de Evo Morales en México. Autor y fuente: Notimex (Youtube). CC BY-SA 2.0.
Rueda de prensa de Andrés López Obrador y Marcelo Ebrard anunciado el asilo de Evo Morales en México. Autor: Notimex. Fuente: Youtube. (CC BY-SA 2.0.)

El gobierno de México se encuentra ahora en plena investigación de la posible histerectomía que pudieron haber sufrido estas seis o más mujeres de manera forzosa. El secretario de Relaciones Exteriores de México, Marcelo Ebrard, ha acentuado que “es algo inaceptable que rechazamos de antemano” y ha comunicado que ya se ha declarado una alerta consular en Estados Unidos.

En caso de confirmarse la esterilización de mujeres migrantes en centros de detención de Estados Unidos, el gobierno mexicano exigirá sanciones al país anglófono. Su presidente, Donald Trump, es el primero que ha fomentado el discurso racista y vilipendiado a los migrantes, con un resentimiento especial hacia los mexicanos. No obstante, ante la alarmante y desconcertante noticia, 174 congresistas de Estados Unidos ya han firmado una carta en la que exigen una investigación sobre la histerectomía en migrantes. La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, ha manifestado en un comunicado que “esta situación profundamente perturbadora recuerda algunos de los momentos más oscuros de la historia de nuestra nación”.

Por su parte, el presidente de México, López Obrador, ha declarado ante la probabilidad de que sean más mujeres hayan sido también esterilizadas a la fuerza que “esto tiene que esclarecerse, en su caso si se confirma es un asunto mayúsculo y no solo sancionarse sino tomar otras medidas”.

Una larga historia de personas esterilizadas en Estados Unidos

Al menos 17 mujeres, 6 de ellas mexicanas, denuncian haber sido esterilizadas a la fuerza en Estados Unidos. Manifestación en Charlottesville en contra de actos racistas. Autor y fuente: Wikimedia Commons. CC BY-SA 4.0.
Manifestación en Charlottesville en contra de actos racistas. Autor: Wikimedia Commons. (CC BY-SA 4.0.)

La Decana adjunta de la Universidad de Michigan, Alexandra Minna Stern, quien también ejerce como profesora en dicha institución, ha afirmado que “esto podría verse como un episodio reciente en una trayectoria mucho más larga de abuso de esterilización e injusticia reproductiva”. En la misma línea se encuentra la opinión de Natalia Molina, profesora de Estudios Estadounidenses y Etnias de la Universidad del Sur de California, que es conocedora del legado de funcionarios estadounidenses que ordenan operaciones dirigidas de manera desproporcionada a personas de color sin contar con su consentimiento.

Stern también dirige el Laboratorio de Esterilización y Justicia Social, un proyecto destinado a reconstruir la historia que se encuentra detrás de las esterilizaciones forzosas realizadas en Estados Unidos, que durante el siglo pasado se llevaron a cabo, principalmente, amparándose en leyes impulsadas por el racismo y camufladas en términos de salud mental y bienestar. “Esa es otra forma en que vemos al gobierno abusando del poder médico, la ética médica y viendo a ciertas poblaciones como más desechables”, explica Molina.

A su vez, Stern recuerda que “es importante saber que Estados Unidos fue profundamente moldeado por el Movimiento Eugenésico” y, a la par que afirma que la lección aún no se ha aprendido, señala lo importante que es tener en cuenta que se trata de “una parte integral de la comprensión de la historia de la desigualdad en Estados Unidos y cómo las ideas sociales se pueden tergiversar para promover la deshumanización”.

Fuentes, enlaces y bibliografía:

– Foto destacada: Marcha de mujeres en Washington. Autor: Ted Eytan, 21/01/2017. Fuente: Flickr. (CC BY-SA 2.0.).

Silvia Moreno

Noticias de actualidad y articulista. Graduada en Periodismo, máster en Teoría Política y doctorando en Ciencias Políticas y de la Administración. Con especial interés por cuestiones relacionadas con la memoria histórica y por la investigación geopolítica en torno a movimientos políticos y sociales en Internet.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *